Seguidores

martes, 10 de junio de 2014

"Pelando Cocos"

Ha pasado ya un mes desde mi último post, lo cual significa, que a esto de correr no le he dedicado mucho. No hemos tirado la toalla, pero los que trabajamos en el sector turístico sabemos lo duro que es compaginar esta afición con el trabajo. Entre que uno acaba agotado, los cambios de horarios interminables y si le añadimos que ha llegado el veranito, el calor,... pues nunca faltan excusas. Pero no nos vamos a poner quejicas, pues este post de todo lo contrario. 
En la última carrera creo que estaba en buen estado de forma, y lo que más rabia me daba era que sabía que se acercaba una época en la que me iba a perder las siguientes carreras y en las que iba a entrenar también poco. Aunque aquí en Canarias, la temporada de verano, es la temporada baja, eso no significa que estemos como dicen los italianos "come un salame", (como un salami), es decir, ahí tocandote la gaita o recogiendo margaritas. En verano, aunque sea temporada baja, tambien se curra, y bastante. 

A pesar de haber tenido poco tiempo para los entrenos, me lo estoy tomando con mucha filosofia, y me ha costado bastante. Intento salir sobre todo en los días libres que es cuando más tiempo tengo. Y algún que otro día, cae algo de gimnasia, pero sin estresarse. 
Una de las cosas que me he aplicado en estos meses, es la técnica de "pelar cocos". Que a continuación os la cuento. 
Ya muchos sabéis que tengo un lado inquieto, que me gusta siempre investigar, y que soy un gran defensor de que esto de correr tiene tanto de mental como de físico. Cuando nuestra mente esta jodida, es difícil que hagamos una buena carrera. 
Algunos ya habréis oido hablar de la ley de atracción. De como una persona consigue más facilmente sus objetivos cuando cree en ellos. 
Por qué creéis que la ley de murphy se cumple? Tres cuartos de lo mismo. La ley de Murphy, es una ley de atracción, pero que funciona invertidamente. 
- Si algo puede salir mal, saldrá mal, y si no, la tostada caerá siempre del lado de la mantequilla.
Esa es la premisa más conocida de esa ley. Para el que no logre entenderlo, pondré otro ejemplo.

Estas esperando el autobus, y tarda más de la cuenta. Si quieres fumar, te habrás olvidado el encendedor. Si llevas encendedor, no te quedará tabaco. Y si llevas las dos cosas, el autobus llegará a los 2 segundos de haber encendido el cigarro. 

Otro ejemplo.
Llaman por teléfono y pregunta por alguien que no está. Si tienes boli para coger el recado, no tendrás un papel a mano, si tienes papel no encuentras el boli, y si tienes las dos cosas, el que llama no querrá dejar recado.

Son cosas que se suelen cumplir. La gente dice, es que me pasa siempre! pero en cierto modo, la gente lo está induciendo. La ley de atracción se basa en que cuanto más crees en que puede pasar algo, más lo acercas. Pero la ley de Murphy se centra más en la parte negativa. Aunque tu no quieres que pase, como dentro de ti, no puedes evitar el pensar... "ay, que no me dejen recado porque ahora no tengo boli... o papel..." en cierto modo, estás mandado esa frecuencia, que te hace conectar con ello y atraerlo a ti. 

Mi madre, cuando va a comprarse unos zapatos. Ella ya está predispuesta a no encontrar zapatos, y estoy seguro que a más de uno le habrá pasado. Pues ya sale de casa pensando... "a ver si encuentro algunos zapatos que me vayan bien, porque SIEMPRE o no tienen mi número, o no  me gustan, o si me gustan y tienen mi número, me hacen daño. A cuantos os ha pasado?????
Normal, si ya sale uno de casa con ese chip, ya está predispuesto a que le pase. 
Bueno, no me quiero enrrollar con la Ley de Murphy, ya os la explicaré otro día. A lo que iba. El "pelar cocos". 
Cuando uno se pone a "pelar cocos" está utilizando la ley de atracción a favor. Es cuestión de actitud. Nuestra actitud ante la vida y las adversidades, hace que las cosas nos lleguen de otra forma. 
Antes de hacer la Media Maratón de Gando, mis entrenos tampoco acababan de ser regulares, pero tenía el objetivo en mente, la carrera. 
Esta técnica, consiste en "creerte" los halagos que te hacen los demás y creer que vas genial. Yo entrenaba cuando podía, pero a pesar de esos, algunos de vosotros me decías, "tío, te veo fino, vas a volar en gando,...!". En lugar de ponerme en "plan modesto/tapado", yo decía, voy a creerme lo que me dicen, voy a aplicarlo. Al creer en ello, con el paso de las semanas, se estaba convirtiendo en una realidad, y el resultado fue la buena carrera que hice. Podéis pensar que fue un golpe de suerte o mil excusas, pero realmente me encontraba bien y estaba consiguiendo resultados que veía cada semana. 
Cada vez que alguien me decía, "te veo a tope", yo asentía y decía, sí, me encuentro bien! En otra época hubiera ido de más tapado, y hubiera sido más modesto diciendo mil excusas y que quizás me ha salido un entreno bueno por casualidad. 
Otro ejemplo es aplicable al trabajo. Cuando uno monta un negocio cambia mucho en como le des el enfoque. Si la gente te pregunta que como te va... tienes la opción de decir... "bufff, fatal... y con la que está cayendo... aunque tengo clientela, va justo justo...."
La otra opción es ser positivo, y decir "va muy bien, va estupendo, mucha clientela!!!" Al fin y al cabo, no hacemos ningún mal, con esa mentira piadosa. Sin embargo, esa manera de enfocarlo, puede tener otra trascendencia. Porque hablando claro,... la gente es muy borrego! y todo el mundo va, donde va todo el mundo. La gente en cuanto saben de un sitio o oyen, que va mucha gente, ellos también quieren ir. Entonces basta que sueltes "el rumor", y esperes a que esa semilla de su fruto. No es una barita mágica. Es algo que funciona a largo plazo. Pero una cosa segura es, que no nos hace perder nada.De todos es bien sabido, que la mejor técnica de marketing es el "boca a boca". 
Pues aplicad esa misma técnica en el running. Dejad que los demás vayan comentando lo bien que os va en los entrenos, y que no tengan que hablar de lo quejicas que soys, que si tengo pupa aquí, que si lo otro... y dejad que os impregne el buen rollo y la buena energía, y veréis que todo cambia.
Por qué no lo probáis? Tan sólo hace falta que os lo creais. Además, con el buen rollo que hay en la comunidad blogger, no os van a faltar halagos de compañeros que os digan que vais bien o que estáis "on fire!!". Total, que podéis perder, como mucho, os podéis quedar como estáis, pero por lo menos os sentiréis más positivos, y a los que somos más debiles de mente, nos puede ayudar. 
Ya me diréis que resultados os da.
Un dato curioso es que cuando entrenaba más a menudo, no bajaba de peso ni a cañonazos... curiosamente ya he perdido 7 kgs!! había llegado a pesar 94 y ya estoy en 87. Y eso es un subidón, porque en algunos de los últimos entrenos si que lo he notado, mucho más ligero. Ahora si que voy a correr! XD

K E E P  O N   R  U  N  N  I  N G       Y   A   "P  E  L  A  R      C   O   C   O  S! ! ! "

P.D. Después de releer todo esto que acabo de escribiros, parece que lo haya escrito "la hierbas" de "la que se avecina", pero os aseguro que no me he fumado nada!!! Tengo el orgullo de decir siempre que en mi vida no he encendido ningún cigarro ni nada que se le parezca!!!

5 comentarios:

  1. Bueno Fran, poco a poco. Las épocas buenas y malas se alternan y es como debe ser. 7 kilos de menos peso son muuuuuchos!

    ResponderEliminar
  2. Muy bueno Fran, siempre pensar en positivo¡¡¡ Si sale buena carrera perfecto y si no pues manos a la obra para la siguiente¡¡ Ni todo va a ser bueno ni todo va a ser malo muy bieen Saludooos

    ResponderEliminar
  3. Me resulta curioso lo de temporada baja en Canarias. Mi suegro trabaja en un hotel y en la temporada alta están al 95% de ocupación y ahora en temporada baja siguen al 95% de ocupación así que, el mismo trabajo.

    En fin, poco a poco y cuando se puede, no queda otra. Y felicidades por esos 7 kilos de menos...

    ResponderEliminar
  4. Muy buena entrada¡¡¡¡, esa es la filosofia de la vida y esos 7 kilos menos, caramba¡¡¡, como para no notarlos, estas en racha¡¡¡, keep going¡¡¡.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Que sepas que estoy como un tiro y tengo el récord mundial de maratón cerquita, cerquita (a ver si funciona).

    ResponderEliminar

Comentarios