Seguidores

domingo, 24 de febrero de 2013

Próxima estación: Beer Runners Las Palmas

A pesar de haberme establecido unos días de gym, spinning y running, siempre hay algun hecho que acaba cambiando los planes, y esta última semana apenas había hecho ejercicio. La semana pasada, salí a rodar poco más de 12 kms. Quería rebasar ya los 10, que últimamente no pasaba de ahí. El problema es que como hacía días que no hacía nada, mis piernas se resintieron un poco. Los días siguientes tenía algunos dolores de algunos tendones.
Esta semana volvía  retomar la actividad física, y volví a ir al gym, y también salí a correr ayer. Esta vez opté por una distancia más corta. Hice 7,39 kms, en 39'00". Sigo manteniendo mis ritmos. Tampoco es que me matase corriendo, pero si opté por llevar un ritmo ligero, viendo que me sentía bien y con ganas de correr. Viendo lo que sucedió el otro día con los 12 kms, preferí hacer menos distancia, y volver a conseguir a que el cuerpo se vaya recuperando.
Ahora vuelvo a tener algo más de tiempo para correr, así que es posible que entrene algún día más. Hay que correr cuando se puede!
Ayer antes de salir a entrenar, me notaba una molestia rara en la rodilla. No se muy bien lo que era. Era como un pinchazo, entre la rotula y el hueso del femur. No sabría decir si es algo de ligamentos o que. Me puse antiinflamatorio y salí a correr. Al principio no sabía muy bien si salir, ya que era muy molesto y me hacía casi cojear. Cuando me puse la crema e hice los estiramientos, se me pasó. Durante el entreno no me molestó en absoluto, y pisaba bien firme. De haberme seguido molestando, no habría podido pisar con tanta seguridad. Es más, esa molestia parecía como si me fuese a fallar la rodilla y me fuese a caer. De ahí que me plantease el salir a entrenar o no. Pero bueno, al final, salí, y pude rodar tranquilo.
Después del entreno me volvió a dar esa molestia. Al pisar me daba ahí un pinchazo muy agudo. Pero al ser en la zona que es, cuesta localizarlo y no puedo masajear, ya que está casi detras de la rotula. Solo me duró un rato el dolor.
Esa molestia no se si es debido a que últimamente corro poco y cuando lo hago, se resienten los tendones, o si es que tenga que ver que tengo las rodillas más fastidiadas por la actividad del gym. Quizás por el spinning? tampoco he hecho tantas clases... iré observando a ver si continúa.
De momento, el próximo evento al que acudiré, será el Beer Runner Las Palmas. Hace unos días Gonzalo, nos avisaba de este próximo evento, en el que consiste en una carrera por la playa de las Canteras, con un recorrido de 4,9kms y para finalizar una cerveza. Creo que es visita obligada. Y como siempre es agradable reencontrarse con los bloggers, pues no hay que pensarselo más.
Hasta entonces!


lunes, 18 de febrero de 2013

Sobrepeso emocional



Siempre intento que el hecho de salir a correr, sea algo más que ejercicio físico. A veces lo usamos como via de escape, para despejarnos de nuestros problemas cotidianos, otras veces puede ser porque nos ayuda a soltar los nervios, a relajarnos, y otras veces como me está pasando, a mí me ayuda para conocerme más a mi mismo.

Desde que me contagiaron la afición por correr, ha sido todo un descubrimiento. No solo por la fuerza física que implica, sino por la fuerza mental. A mi me ayuda a ser más disciplinado, a tener un mayor interés por mi cuidado, y en general a ser más fuerte fisica y mentalmente.

Hoy no voy a escribir sobre los entrenos. Hoy os comparto algo que leí hace poco, y que me pareció bastante interesante. Como siempre habrá excépticos y otros que como yo, estén más de acuerdo con lo que os cuente. Y bueno, como ya os he comentado en otras ocasiones por el tipo de entradas que he escrito, cualquier cosa que tenga que ver con el crecimiento personal y espiritual, yo estaré dispuesto a probarla. 

Esto, quizás pueda ser de interes, para las personas que alguna vez hemos sufrido de sobrepeso, y nos cuesta más mover las lorzas.

Hace poco, en una libreria un libro captó mi atención por su nombre. Se llamaba "sobrepeso emocional". Me pareció muy curioso, que el título relacionase el tener sobrepeso con las emociones. En otra ocasión,  hablaba de que hay libros que aseguran que las emociones negativas pueden acabar manifestando una enfermedad.
Me puse a ojear el libro, y explicaba que de algún modo cuando alguien tiene una carga emocional, esa carga se acaba convirtiendo en carga de peso física. A veces hay variaciones en nuestro peso, y no nos explicamos que puede haber pasado. Otras ocasiones, podemos hacer más de un exceso en las comidas y no engordamos. Se que ahora muchos pensaréis, en que eso no es posible, ya que en Navidades nos pegamos el atracón de polvorones y todos engordamos. Bueno, y yo pregunto, que tal las emociones? si nos pasamos el escaner para comprobar las emociones, hoy en día es dificil encontrar a alguien a quien le guste la Navidad. Son fechas nostalgicas en las que se recuerdan a personas queridas y familiares, que ya no estan o están lejos. Por lo tanto, puede ser una epoca propicia para que la gente esté de bajón emocional. Cada cual por su motivo, no solo puede ser la nostalgia. Seguro que motivos no faltan... estar sin trabajo, no poder hacer los regalos a la familia, o tener que aguantar a la suegra en la cena,... todo es válido. A parte, que estar de bajón, afecta a los hábitos alimentarios. Uno puede tener ansiedad, y le puede dar por comer. Hay gente que lo contrario.
 Aunque no me compré el libro, me puse a investigar sobre el tema. Me parecía muy interesante. En pocas palabras dice, que si estas emocionalmente, esas cargas emocionales se van acumulando, es como que la energía no fluye de la misma manera. Y cuando algo no fluye, se obstruye. Sin embargo, cuando soltamos esos lastres, y nos liberamos de esas cargas, los kilos van desapareciendo. Ojo, no es que un dia te acuestes despues de haberte liberado de alguna emocion, y que al dia siguiente peses 5 kilos menos. Pero si que te es más facil bajar de peso si no estás "embajonado".
Entre lo que he encontrado, os pondré una de las formas con las que uno puede pasarse ese escaner que yo digo, y que nos pueda ayudar a solucionar dichos traves. La gente está tan acostumbrada a vivir del escaparate, que no ven la realidad, y cuando se les habla de realidad, piensan que es fantasía, y la fantasía para ellos es la realidad.
(menuda parrafada estoy escribiendo, intentaré ser breve, porque esto empieza a sonar a Doctor House...)
Una de las formas faciles de cargar con emociones en las que a la larga nos pueden hacer sentirnos mal, o estar bloqueados es entrar en un "drama de control" o "roll de control". Son actitudes que adoptamos con otras personas y diferentes momentos. Existen cuatro rolls de control:

- "intimidador o verdugo": son personas que roban energía de los demás, y suelen ser personas que utilizan a menudo las amenazas.
- "interrogador": roban la energía de los demás juzgando y cuestionando a los demás.
- "víctima": son los que roban la energía de los demás, buscando la compasión, la palmadita en la espalda, haciendo sentir culpable a los demás de su situación, ses ienten incomprendidos y nunca asumen su responsabilidad (este está muy de moda, hay muchos!)
- "salvador": dejadme a mí! yo puedo! el héroe/ heroina, pretenden ir de salvadores, salvando a todo el mundo de sus malestares, estos congenian muy bien con los anteriores, puesto que los salvadores, se hacen responsables de lo que las víctimas no quieren.

Pues bien, lo interesante es darse cuenta de en que rol nos identificamos más. Cada uno sabe muy bien a cual pertenece. A veces una persona, puede que actue en los diferentes rols, segun el tipo de personas que esten en ese momento. Lo importante, es darse cuenta, (sin engañarse a uno mismo). Y cuando te das cuenta que estas en uno de esos rolls, cambia tu actitud. Entrar en cualquiera de los 4 rolls, es negativo, a la larga, nos trae problemas y agobios. Por lo tanto uno ha de ser uno mismo, sin intentar manipular a los demás, y asumiendo las responsabilidades que tiene en su vida, sin pretender que los demás le resuelvan a uno los problemas.

Despues de haber leido todo esto, me puse a recapitular, y podría deciros, que las epocas en las que he tenido sobrepeso, han coincidido con epocas en las que emocionalmente estaba más bajo. Así que a partir de ahora, intentaré no tomar ciertas actitudes, para evitar esos roles de control, y de esa forma, evitar cargar con lastres y plomos innecesarios. Hay que cuidarse para mantenerse en línea, a parte de ejercicio, el coco también ha de estar en forma!


(solo apto para rockeros)